Yo trabajo en filogenética, por lo menos de momento. Es una rama de los estudios sobre evolución que trata de establecer las relaciones entre los organismos. Por ejemplo, si el hombre ‘viene’ del mono o si ‘viene’ de la serpiente. Pongo las comillas porque el hombre viene de un antecesor que da lugar al mono y al hombre, así que en principio sería mitad mono mitad hombre. Es un poco como el color de piel de Obama, el primer presidente negro cuya madre es blanca.

Nadie sabe lo que ha pasado en el pasado ni cómo, así que el saber de dónde han salido los organismos se hace un poco a ciegas, intentando tomar métodos que al final te hagan estar lo más cerca posible de la verdad (y si es posible, saber cómo de cerca te has quedado). El método que yo he utilizado hasta ahora es el más sencillo de entender y  consiste básicamente en la asunción de que cuantos menos pasos se requieran para explicar la similaridad entre organismos más probable es que estés en lo cierto. Si tienes una serpiente, una rana, un pájaro y un murciélago lo más probable es que un bicho alargado se volviera verde y diera lugar a una serpiente, después le salieran patas y diera a una rana, entonces cambiara un par de patas por alas y le salieran plumas y diera a un pájaro y al final se le cayeran las plumas y diera al murciélago. Con otro orden habría que hacer aparecer las alas varias veces y se entiende que eso sería menos probable.

Cladograma

Aquí otro ejemplo que he sacado de internet.

Es simpático, porque por lo visto hay un cisma entre los científicos de mi área entre los amantes de esta técnica y los que además utilizan otras.

Anuncios